A veces se necesita adquirir alguna herramienta, un repuesto o algún similar para realizar una reparación o remodelación en lugar de trabajo o nuestra vivienda. Otras veces se necesita implementar algún tipo de cerrojo o seguridad en los mismos lugares que ya hemos mencionado.

Sin embargo, se debe saber a que sitio se debe acudir, así evitar pérdidas de tiempo innecesarias, es decir, saber las diferencias entre la ferretería y la cerrajería. De manera que se pueda saber que se debería encontrar en cada una.

Poseer este conocimiento nos proporciona una gran velocidad a la hora de actuar en una determinada área.

Por ejemplo si tenemos un trabajo de cerrajería ya sabemos que hacer exactamente y hacia dónde acudir para conseguir artículos que pueden servirnos a la hora de trabajar o reemplazar alguna pieza dañada.

¿De que se encargan las ferreterías?

En una ferretería podremos encontrar herramientas eléctricas, mecánicas, y demás, que nos ayudan principalmente en las reparaciones y remodelaciones del hogar.

Eso al menos en una ferretería básica, pues, en una ferretería especializada se pueden encontrar artículos de pesca, como anzuelos o nilón, artículos de agro como semillas, palas y rastrillos.

También se encuentran artículos de electricidad, como cables, enchufes, artículos de iluminación, así como artefactos de plomería, como tubos de agua, empalmes, llaves inglesas, entre otros.

Así mismo, existen ferreterías gigantescas que unen todas estas en un solo lugar, eso sí, son grandes almacenes que se separan por secciones los productos disponibles.

Otro articulo que se puede encontrar en una ferretería, son las cerraduras, algo que puede no parecer lógico a simple vista, pero realmente el lugar especializado para adquirir cerraduras, es en las ferreterías.

¿Cuál es la función una cerrajería?

Si los candados, las cerraduras y demás se pueden adquirir en una ferretería, ¿de que sirven las cerrajerías?

Pues, esta es una pregunta que se puede responder conociendo la figura del cerrajero, la persona que se encarga de atender una cerrajería y llevar a cabo sus funciones dentro de la misma.

Un cerrajero, es aquella persona cuyo oficio, es reparar cerraduras, reconstruirlas y hasta mejorarlas. Es decir, se encargan de trabajar en una cerrajería.

Con este concepto claro, entonces se puede conocer las diferencias entre una ferretería y una cerrajería.

Figura del cerrajero

Además de lo que ya hemos venido hablando podemos definir al cerrajero no sólo como una figura que conoce de cerrojos y los vende.

Si no, cuando en el hogar se presenta algún problema con alguna puerta, llave o cerradura, se localiza a un cerrajero para que le acomode.

El cerrajero es muy versátil, puede actuar con candados y cilindros, tiene los conocimientos en cerraduras de vehículos, por lo cual también puede trabajar perfectamente con estos.

Diferencias entre la ferretería y la cerrajería

Destacando entre todo lo que hemos hablado, en resumen podemos decir:

La cerrajería es una tienda en particular en la que venden únicamente elementos, artículos, artefactos y herramientas que son para el uso exclusivo de la reparación o ensamblaje de cerraduras, cilindros o cerrojos.

Una ferretería es aquel establecimiento, el cual, posee muchas más áreas con las cuales uno puede contar, no está limitado a la venta de sólo una tarea sino que cuenta con muchísimas cosas más.

La ferretería cuenta con todos aquellos artículos destinados al hogar, a la ensamblería, construcción, infraestructuras, entre otras cosas.

Así como a la venta de herramientas sencillas de menor tamaño tales como martillos, llaves, destornilladores, tuercas, clavos, bombillos,  entre otras cosas.

Y por último distribuye lo que es cemento, bloques, ladrillos, maderas, cabillas, tubos, laminas, entre otras cosas.